El arte de conectar personas o Silvia Te Orienta

Mi abuela, que ahora tendría 117 años, siempre me decía que hay que tener arte ‘pa tó’. Y que si no lo tienes, que te juntes con artistas. Y el arte de conectar personas también tiene a sus artistas.

Y yo a mi abuela, que era un poco visionaria del siglo XX, le hice siempre mucho caso. Por eso cuando apareció en mi espacio sideral Silvia Saucedo, la sevillana de San Juan de Aznalfarache, decidí juntarme a ella. Parecerá una tontería, pero es como si mi abuela me fuera diciendo quién sí y quién no. Y siempre acierta. Por eso tengo el espacio virtual tan lleno de buena gente.

Silvia Saucedo es una conectora de personas. Como un cable a la luz. Y claro, muy parecida a mí y a lo que yo hago. Le encanta la gente y el arte de conectarla. Es por eso que me fijé en ella y en lo que hacía esta mujer de 38 años. Que por cierto, no venía sola…

conectar personas Silvia Te OrientaY así, mientras iba leyendo y averiguando(la), un día me remató: anunció que traía al mundo a Candela. Otra Candela. Como yo había hecho hacía 13 años.

Casi ná. Experta en el arte de conectar a personas y madre de Candela. Comunicadora nata, micro en mano… me recordaba tanto a las tertulias en radio que hacía cuando empecé a trabajar… Esta mujer y yo teníamos que conocernos. Y le escribí:

“Que me gusta lo que haces. Y mucho. ¿Cuándo podemos hablar y me cuentas más?”.

Pero decidimos dejarlo para después del verano. Que la Candela de Silvia casi nace en la radio, jajaja… igual que la mía casi nació en la redacción.

Y sería septiembre cuando me llegó un mensaje al teléfono. Un mensaje bonito. “¿Hablamos? Es que a mí también me gusta lo que haces tú”. Y a partir de ahi, el resto…

Que esto de conectar personas nos había unido a las dos y también, claro, nuestra pasión por comunicar. Porque no hay nada como hablar para que dos personas se junten y después se junten más. Y luego más y más. Y que de ahí salgan cada vez más cosas, más afinidad, más conexiones.

“Hablar, une. ¿Verdad?”

“¿Que si une? Hablar, salva”. 

Sí. Hay que hablar. Que la vida es un carnaval…

Y a partir de entonces, Silvia y yo empezamos a hablar más y más.

La pedagoga que se reinventhó

“Lo de acercarme a los cuarenta no sé si lo voy a llevar bien, ¿sabes?” Y yo le digo que sí, que no se preocupe, que a los cuarenta decrecemos y vamos hacia atrás y es todo más divertido.

Pedagoga en paro con aquello de la crisis, también se reinventhó (con h intercalada, que ella es de las mías) y en 2013 empezó a trabajar su marca personal y a prepararse en el arte de conectar personas.

el arte de conectar personas Silvia Te Orienta“Yo tenía un facebook con mi familia y mis amigos… y entendí que debía ser más profesional”.

Y yo le contesto: “¿Somos siamesas? Porque mi Facebook era en 2013 un patio de vecinos y hoy mis redes son mi principal herramienta de trabajo”. Y nos echamos unas risas juntas… telefónicas porque aún no nos conocemos en persona. Pero le vamos a poner remedio en breve.

Silvia quería ser periodista… por eso se inventó #SilviaTeOrienta el mismo día que fue a entregar el curriculum para una guardería en la que nunca trabajó. Y eso me fascinó, porque a mí me gusta la gente que se inventa lo que va a hacer.

#SilviaTeOrienta es un altavoz sevillano de emprendedores y oportunidades. Un talismán.

“Buscaba que me conocieran y trabajar. La radio engancha y el programa fue poco a poco a más. Y era un poquito como hacer mi sueño realidad”. 

El embarazo llegó en 2017… “¿Conciliar? ¿Eso existe? Es muy complicado, pero como trabajo desde casa, de momento me apaño. Los jueves me voy a Sevilla, dejo a Candela con los abuelos y hago #SilviaTeOrienta”.

“Tenía claro que no quería dejar el programa, es mi seña de identidad, pero sí que he renunciado a muchos otros proyectos por mi hija. Ser madre es difícil, es una revolución, pero me ha enseñado a vivir de otra manera”.

Y así fuimos hablando y hablando y hablando…

Silvia Te Orienta el arte de conectar personas

Y un día de este enero recibí un mensaje de un número que no conocía. “Sandra: ¿tú quieres contar tu historia en #SilviaTeOrienta?”.

¡Ay, madre! En ese #SilviaTeOrienta en el que tantas veces había escuchado a personas conocidas y menos conocidas, pero todas ingeniosas y fuertes y con ganas de tirar pa’lante.

Me escribía Ana Herrero López, del programa de Silvia. El arte de conectar personas estaba en marcha.

Yo dije sí y Ana me hizo la entrevista más bonita y emotiva de mi vida. Y me dejaron volver a la radio desde el otro lado. Y a 700 kilómetros de Sevilla. Allí estaba también Enrique Cejudo Romero, que tiene mi apellido y que es de Valverde del Camino. Como mi padre. “Niña, a ver si al final somos primos…”.

¿Es o no es un arte esto de conectar personas? Y hay artistas de las conexiones. Como Silvia o Ana o Enrique. 

Millones de gracias por llegar a mi vida, mamá de Candela Romero. Que hasta en el Romero son parecidas nuestras candelas.

P.D. La entrevista en #SilviaTeOrienta el pasado 17 de enero me puso los pelos de punta. Son quince minutillos en los que conté mi historiaSi te apetece, estoy contigo desde el minuto 47 al 1,03.

 

Me apasiona la comunicación y el marketing. Y dediqué los 21 primeros años de mi vida profesional al periódico El Mundo y la comunicación empresarial e institucional.

En 2013 emprendí un proyecto de marketing digital y franquicias on line para conciliar con mi vida de madre.

Desde entonces ayudo y enseño a otros emprendedor@s que quieran hacer lo mismo que yo y me involucro al máximo en su éxito. Porque la clave en este siglo XXI es la suma de experiencias y el trabajo en equipo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *